jueves, noviembre 29, 2007

Trágala perro

Desde los niños, hasta los viejos,
todos repiten
¡Trágala, trágala, trágala perro!
¡Trágala, trágala, trágala perro!

Trágala, dicen los camuesos,
que antes vivían del sudor nuestro.
Ya se acabaron aquellos tiempos,
¡Ea! Manola, no hay más remedio.

¡Trágala, trágala, trágala perro!
¡Trágala, trágala, trágala perro!

Acabó el dulce chocolateo
que antes teníais ¡Oh reverendos!
y, el ser los solos casamenteros
y, algo más... Cuando podía serlo.

¡Trágala, trágala, trágala perro!
¡Trágala, trágala, trágala perro!

También se frustran vuestro proyectos,
necias feotas, que presumíais con tanto empeño,
aherrojarnos cual viles siervos.

¡Trágala, trágala, trágala perro!
¡Trágala, trágala, trágala perro!

Cámaras nunca en jamás vetó
o Ley o Muerte y Viva Riego.
Burlados quedan, así no menos
y, cabizbajos, los anilleros.

¡Trágala, trágala, trágala perro!
¡Trágala, trágala, trágala perro!


martes, noviembre 27, 2007

Víctimas de la violencia de género

2005 ----> 58
2006 ----> 68
2007 (a 23 de noviembre) --->69

La ley de Violencia de Género aprobada el 28 de diciembre de 2004 parece no haber funcionado, como muchos ya vaticinábamos. Esto solo nos entristece más a aquellos que sabemos que la solución no está en requerir castigos más y más duros para los asesinos o agresores, sino en fomentar día a día la rebelión de la mujer, la denuncia del maltrato y su efectiva protección contra el maltratador. ¿Porque, cómo de dura puede ser la condena? ¿Con cuanta dureza puede castigar la ley estos actos criminales? ¿Es justo castigar estos asesinatos y homicidios con más severidad que cualquier otro? Es evidente que la víctima normalmente ha sufrido una larga tortura física y psicológica durante largos años antes de morir y ésto debe ser retribuido también, ¿pero hasta qué punto podemos? Esto no es más que la prueba de que un castigo más duro no conlleva una reducción de los actos criminales, sino que muchas veces los hacen más frecuentes ya que el cruel maltratador, en su absurda lógica, a sabiendas de que se le va a castigar duramente de todas formas, ya no tiene motivos para tener limitaciones en el maltrato. Y a medida que el número de muertas asciende y las noticias de las mismas riegan los oídos de las maltratadas, éstas pierden la escasa esperanza que les queda.

jueves, noviembre 22, 2007

martes, noviembre 13, 2007

Latinoamérica

Años y años se lleva culpando al colonialismo español de todos los males que padece latinoamérica. La última referencia a ello fue el artículo escrito por Fidel Castro sobre la intervención al respecto de Hugo Chávez en la Cumbre Iberoamericana. Es una pena observar como todos aquellos que se consideran de izquierdas reniegan del pasado y lanzan acusaciones sin ton ni son a la metrópolis por miedo a que se les considere nacionalistas, en este país donde ser de izquierdas significa apoyar cualquier nacionalismo que no sea el tuyo.
Yo no soy historiador y no pretendo ignorar las barbaridades que España cometió en la conquista de América, bien sabidas son y no paran de repetirnoslas los descendientes de quienes las cometieron a los españoles medio milenio después. Sin embargo, sí quiero desmentir muchos mitos o recalcar ciertos aspectos de la conquista española.

El mito del buen salvaje.

Los aztecas, por poner un ejemplo, también era un pueblo imperialista que sometía a otras tribus y cometía sacrificios rituales humanos. Los mexicas (o aztecas) fueron vencidos por los españoles gracias a las alianzas que estos establecieron con los pueblos sometidos, entre ellos los zempoaltecas y los tlaxcaltecas. Los mayas era un pueblo guerrero que también realizaba sacrificios, entre ellos, abrir el pecho de las víctimas para sacar el corazón latiente. Todos conocen el juego de la pelota maya, pero pocos conocen que al perdedor del juego de la pelota se le sacrificaba. Tampoco los incas se libran, muchos de sus dioses exigían los sacrificios humanos, niños incluidos.
Hay que tener en cuenta pues, que las civilizaciones indígenas de latinoamérica eran sangrientas y violentas, probablemente más que la española.



Los españoles fueron a América para esclavizar a los pueblos americanos.

Sin duda los españoles explotaron a los indios a conciencia y ya en 1516 Fray Bartolomé de las Casas denunció el sistema abusivo con respecto a los indios. Las quejas llegaron al mismísimo rey Fernando VII que en vez de mandarlo callar o mandarlo a la cárcel como cualquier otra potencia mundial habría hecho, lo nombró Protector de los Indios. Pero la cosa no se queda ahí, en papel mojado, porque ya en 1540, gracias a él mismo y a Francisco de Vitoria, el monarca Carlos I promueve las Leyes Nuevas cuyo objetivo fundamental era mejorar las condiciones de los indígenas. ¡En 1540! Entre los beneficios se incluía (copiado de la wikipedia):
  • Cuidar la conservación y gobierno y buen trato de los indios.
  • Que no hubiera causa ni motivo alguno para hacer esclavos, ni por guerra, ni por rebeldía, ni por rescate, ni de otra manera alguna. Que los esclavos existentes fueran puestos en libertad, si no se mostraba el pleno derecho jurídico a mantenerlos en ese estado.
  • Que se acabara la mala costumbre de hacer que los indios sirvieran de cargadores (tamemes), sin su propia voluntad y con la debida retribución.
  • Que no fueran llevados a regiones remotas con el pretexto de la pesca de perlas.
  • Que los oficiales reales, del virrey para abajo, no tuvieran derecho a la encomienda de indios, lo mismo que las órdenes religiosas, hospitales, obras comunales o cofradías.
  • Que el repartimiento dado a los primeros conquistadores cesara totalmente a la muerte de ellos y los indios fueran puestos bajo la real Corona, sin que nadie pudiera heredar su tenencia y dominio.
En 1550 se da el primer debate serio sobre las condiciones de los indios en la Junta de Valladolid. En dicha junta se defendió la postura de que los indígenas eran hombres como los españoles y que eran súbditos de la Corona Española al igual que cualquier otro ciudadano. La importancia de este debate es tal, que Francisco de Vitoria llega a plantear la legitimidad de la Conquista española.

Los españoles diezmaron a la población indígena (datos extraídos de la enciclopedia wikipedia)

No se puede dudar del efecto que las guerras tuvieron en la despoblación del continente americano, sin embargo nos olvidamos del factor más importante: las enfermedades e infecciones desconocidas en el continente americano.

"[...]La llegada del europeo, aparte de las brutalidades que pudiera cometer más tarde, parece haber tenido únicamente un pequeño papel en la epopeya de un desastre de proporciones cósmicas. [...]" Kamen, H.

Atención a las palabras de la historiadora María Sáenz Quesada:

"Yo no diría que hubo asesinatos masivos, diría que hubo luchas. Los aztecas y Cortés por ejemplo lucharon. Masacres deliberadas para matar indígenas no hubo, por la simple razón de que eran la fuerza de trabajo que los españoles iban a usar."

Personalmente considero que el método de explotación de los españoles y otros colonizadores fue responsable de la debilitación del indígena y, por lo tanto, su indefensión ante las nuevas enfermedades, pero queda claro que el rol del exterminio ha sido potencialmente exagerado.




¿Te quieres callar ya?

Sí, sí, ya sé que todos hemos oído hablar de la metedura de pata del Rey. Porque lo es, sin entrar en el debate de la monarquía, un jefe de estado no puede reaccionar así. Estoy de acuerdo en que Hugo Chávez no supo comportarse tampoco, calificar a Aznar de fascista es algo que uno puede hacer en la barra del bar, no en una conferencia internacional. De todo esto, nos quedamos con la respuesta de Zapatero, porque cuando alguien hace algo bien hay que reconocerlo aunque esa persona no nos guste o no comulguemos con sus ideas.
Pero el debate no está ahí. La cuestión es que Chávez pedía algo razonable, al igual que Correa: que las empresas y los gobiernos españoles dejen de inmiscuirse en la política sudamericana, y esto es algo que se ha obviado en los medios nacionales. Chávez quiere saber si el Rey conocía de antemano el golpe de estado que se produjo en Venezuela en el año 2002 y la cuestión es seria. En cuanto a los insultos a Aznar, se ven motivados por la sospecha de que éste lo conocía y es público que lo apoyó a posteriori. Además, el propio Aznar ha llamado varias veces dictador al presidente venezolano, que ha ganado tres elecciones, la última con el 63% de los votos.

sábado, noviembre 10, 2007

Concierto de Chacho Brodas en la Alameda de Hércules.

Primero una actuación de baile:


video

Después, llegó el plato fuerte:


video


video

viernes, noviembre 02, 2007

La Sangre de Andalucía



Aunque parezca blanco y verde
es rojizo tu color
por la culpita de la sangre
que a tus pies se derramo,
sangre de los que gritaron
no y no en vez un si
a esos que antes nos mataron
y hoy gobiernan el país.

Sangre de un pobre mariquita
de un poeta universal
que se negó a poner el culo
como lo puso Pemán,
sangre y nada que comer
sangre de la emigración
sangre sobre la pared
sangre de revolución.

Ay, ay, ay, sangre de los campesinos
no me pegues señorito
sangre el pago a tantos curas
que se hicieron medio rico.

Ay, ay, ay, sangre de la dictadura
sangre de los marineros
sangre de una tierra grande
que entre tres se repartieron.

Ay, para el norte no eres mas
que una mancha en el papel
andaluces siempre igual
la guitarra y el clavel.

Va a nacer un nuevo siglo
y vas a empezarlo como lo acabaste
son cien años de dolor
de ser el culo y el bufón
como vas a estar, tu corazón,
sin una gotita de sangre.

Antonio Martínez Ares

Concordato

En 1979 se publicaba el nuevo Concordato entre la Santa Sede y el Estado Español, que no era más que el mismo Concordato de 1953 salvo algunas derogaciones. Es decir, se remoza la fachada y seguimos con el mismo Concordato inspirado en aquel firmado entre Mussolini y el Vaticano. Hoy en día tenemos un Concordato denunciado por la Unión Europea con respecto a los privilegios taxativos de la Iglesia Católica y en el que se pueden encontrar algunas auténticas perlas que reflejan las verdaderas intenciones de la misma.
El Concordato establece que el Estado español mantendrá económicamente a la Iglesia Católica hasta que esta sea capaz de mantenerse por sí misma. Es decir, en teoría, la intención de la Iglesia Católica es la de ser capaz de llegar a no depender económicamente del Estado tal y como se dice en el artículo 5 del apartado de economia: "La Iglesia Católica declara su propósito de lograr por sí misma los recursos suficientes para la atención de sus necesidades. Cuando fuera conseguido este propósito, ambas partes se pondrán de acuerdo para sustituir los sistemas de colaboración financiera expresada en los párrafos anteriores de este artículo, por otros campos y formas de colaboración económica entre la Iglesia Católica y el Estado." Y no crean que no tiene medios para ello ya que la Iglesia Católica no paga la gran mayoría de los impuestos.
Con respecto a la educación, el artículo I supone de por sí un atentado al estado laico y aconfesional pues pide que se respete en la educación impartida en los centros públicos la "ética cristiana". Es decir, si un profesor asegura que la homosexualidad es una tendencia sexual respetable o que debemos usar preservativo para protegernos de enfermedades y no tener riesgo de embarazo, está incumpliendo el Concordato. Además se asegura el respeto de los sentimientos católicos (sic) y la enseñanza del catolicismo como cualquier otra asignatura fundamental.
Los españoles debemos exigir una revisión del Concordato urgente.